sábado, 16 de mayo de 2015

Borja Semper



Forma parte de la llamada generación Miguel Ángel Blanco, un grupo de jóvenes vascos que se arrancó en política justo cuando a aquel concejal el odio le arrebataba la vida. Nacido en 1976 en Irún forma parte de una nueva generación políticos populares, que desean transformar a los partidos tradicionales. Concejal y teniente de alcalde de su ciudad, diputado en el parlamento vasco , presidente de los populares guipuzcoanos y poeta (acaba de publicar maldito desamor) , preguntamos a Borja Semper sobre los cambios que se ciernen sobre la política española.


¿Quién es Borja Semper?

Un tipo que lucha cada día por demostrar que la política se puede hacer con sencillez y naturalidad  y buscando el entendimiento .Un tipo normal haciendo algo excepcional

¿Qué hace un hombre tan joven como tú en un partido tan viejo?

Yo entré en política para cambiar una realidad que era la de mi tierra, Euskadi, una realidad que no me gustaba y creía que tenía que dar un paso para transformarla. Ahora me sigo dedicando a la política porque creo que hay otra realidad en la que podemos vivir y porque creo en la utilidad de la política. Creo que tenemos que ser muy contundentes con quienes nos perturban y no perder ni un minuto para volver a recuperar la confianza perdida por una parte importante de la ciudadanía en la política o en los políticos

A la vista de sus problemas de comunicación, participación y corrupción. ¿Qué es lo que funciona mal en los partidos  tradicionales?

Yo creo que  fundamentalmente ha sido no entender a tiempo una nueva exigencia ciudadana  que se concreta en que la gente quiere a sus políticos más pendientes de sus problemas que de ellos mismo, que tengan más capacidad de acuerdo, menos dogmatismo ideológico y que las siglas pasen a un segundo plano. Porque lo que quieren es que sean las ideas las que presidan los partidos políticos, y nos los intereses. Eso en buna medida ha sido entendido  ya por los partidos políticos tradicionales lo que nos hace falta es demostrarlo y para eso necesitamos tiempo.

¿Cómo se puede llevar a cabo una renovación, una regeneración política en un partido que podemos decir tradicional como el PP?

Peleando y sin hacer cosas extrañas, empujando y predicando con el  buen ejemplo. Los partidos políticos tradicionales han jugado un papel fundamental en la construcción de nuestra sociedad. La constitución española nos otorgó a los partidos el monopolio de la representación política. Tu para dedicarte a la política tienes que militar en un partido político y la tarea que han hecho estos 40 años creo que ha sido magnífica, pero ahora necesitamos iniciar  una siguiente etapa , un paso más en la evolución de los partido políticos y me gusta concretarlo en eso, que el partido político debe  pasar a un segundo plano, la marca , las siglas, y volver a ser una  herramienta. Quizás los partidos políticos nos hemos metido en espacios de la sociedad para los que no estábamos llamados, ahora hace falta que las siglas de un paso atrás y que adquiera más peso la singularidad de las personas que viven en los partidos políticos

¿Cuantas ideas de regeneración ha tenido Borja Samper que no ha podido llevar a cabo?

Yo no siento que no halla podido llevar a cabo algo. Soy libre, y soy responsable yo de lo que hago, no mi partido. La sociedad ha evolucionado  muy rápido el mundo se transforma a una velocidad de vértigo y los partidos políticos tenemos que ser capaces de evolucionar  con esos cambios de la sociedad  y yo espero contribuir a que eso suceda. Es un cambio de paradigma que debe sustituir a ese impulso que parecemos vivir ahora de regenerar. No es regenerar, es evolucionar, y continuamente, no solo ahora.

¿Cómo se puede conseguir  aumentar la participación ciudadana, es decir que no se limite a que una vez cada cuatro años vaya, vote y después se despreocupe?

Hay un cambio de cultura política que se traduce en lo siguiente, hasta ahora en nuestra democracia representativa se lanza un mensaje a los ciudadanos: vótame y yo gobierno. El cambio se concreta en vótame y yo gobierno pero en conexión contigo, esa conexión hoy en día nos la permiten las redes sociales, internet; pero sobre todo un cambio de actitud en quienes hacemos política. Está muy bien que tengamos las herramientas para estar más cerca de los ciudadanos, pero yo lo que creo es que hay que escuchar y tomar el pulso continuamente a la sociedad, esa a mi juicio es la mejor manera o la única manera posible de recuperar lo que me preguntas, pero hay otra también, yo creo que la gente tiene que asistir a debates políticos que vayan más allá del titular fácil, la política tiene que tener mucha más reflexión y tiene que tener más generosidad; los partidos políticos o quienes hacemos política tenemos que ser también generosos a la hora de entender las ideas de los adversarios e intentar llegar a un punto de acuerdo. Creo que el acuerdo, el entendimiento también debería ayudar mucho a los ciudadanos para que vean que nos tomamos muy en serio sus problemas y estamos dispuestos a quejarnos cosas que pensamos que están bien por el acuerdo y el entendimiento y al final solucionar problemas
¿Crees que el clima social que se está viviendo ahora mismo en España es el propicio para que se dé una renovación una regeneración tranquila y consensuada en los partidos?

Yo creo que sí y yo creo que estamos asistiendo a un momento realmente importante, y es importante porque los partidos políticos de corte tradicional o más institucionales, más asentados en el poder como el PP hemos entendido eso, y ahora tenemos que ser capaces de ponerlo en marcha

Parece que vamos hacia un mapa electoral fragmentado crees que está preparada la clase política para dialogar y llegar a acuerdos entre opciones tan diversas?

Vamos a ver cuál es el grado de fragmentación y heterogeneidad. La fragmentación o la asistencia en multitud de partidos políticos en un congreso no garantiza un debate, lo difícil es que ese congreso más atomizado o con presencia de más partidos políticos presente un cambio de cultura política. Y lo veo complicado, lo veo muy difícil porque creo que los nuevos partidos emergentes van a seguir teniendo una estrategia de crecimiento y esa estrategia va a ser incompatible con poder desarrollar y sustentar grandes acuerdos con los partidos más institucionales, por eso yo creo que me preocupa más ser capaces de recuperar la confianza para seguir teniendo un peso determinante en el gobierno y seguir siendo el motor de los grandes cambios que le hacen falta a España. Nosotros hemos empezado un camino esta legislatura pero es un camino que quedará cojo si no podemos continuar con las grandes reformas. Yo creo que esta ha sido la legislatura de la salida de la crisis económica y la siguiente debería ser la legislatura de las grandes reformas  de las instituciones, que deben ser modernizadas en España.
¿Por qué el PP parece ser tan malo, y hay tanta gente enfadada por el tipo de medidas que habéis llevado a cabo en esta legislatura?.
El gobierno asumió el riesgo y las responsabilidades de un país absolutamente destrozado en lo económico. Para afrontar esa situación, en estos cuatro años ha habido que tomar decisiones que son, entre otras cosas, impopulares probablemente muchas de ella no las hayamos contado bien y por eso hay una proyección de imagen negativa, aunque yo creo que los ciudadanos no nos van a censurar por las medidas sociales o por la reformas económicas, siempre y cuando den resultado, y eso lo podremos mejorar si, ahora que estamos en la salida de la crisis, giramos la mirada hacia aquellos que más han sufrido en esta crisis económica. Si eso lo hacemos esa parte quedaría solventada, pero un segundo aspecto que ha provocado que tú me hagas esa pregunta ha sido la corrupción. 
La gente tolera una equivocación, está dispuesta a aceptar una discrepancia política, pero no que la gente meta la mano en la caja. En nuestro partido, algunos han metido la mano en la caja y quizás en alguna ocasión no hemos respondido de la manera adecuada. También hemos aprendido de eso y espero que en muy poco tiempo no me puedas hacer esta pregunta porque hayamos mejorado también en ese aspecto.


Espero yo también… ¿Por qué los partidos tradicionales han perdido las plazas y el salir a la calle, es decir que no se os vea tanto reflejado en manifestaciones como se puede ver a partidos más de izquierdas?

La presencia en las calles se puede entender  de muchas maneras, los miembros del PP estamos en la calle todos los días, somos personas  normales que nos dedicamos a la política de manera circunstancial pero nos dedicamos a la política en las instituciones e intentamos resolver los problemas de la gente en las instituciones.  También estamos en la calle, lo que no hacemos es manifestaciones. No está en nuestra cultura política el manifestarnos si no más bien gestionar y ayudar a los ciudadanos.

¿Cuáles son los sueños de Borja Sémper?

Vivir en un país mucho más moderno, vivir en un país mucho menos sectario y vivir en un país en el que podamos sentirnos orgullos de nuestros representantes políticos. Y por un lado más personal, ser un tipo con el que no se discrepe, que nadie pueda negar mi honradez política, ni intelectual, ni económica claro.

¿Es hoy posible tener sueños en Euskadi?

No solo es posible, sino necesario. Los sueños siempre son necesarios, y en una tierra como la vasca que ha sido machacada durante tantos años, hoy que estamos viviendo un momento completamente diferente, los sueños son más que necesarios sin dejar de perder lo que es nuestra tierra claro.

Dijiste que te metiste en la política para cambiar la situación de tu tierra, ¿cómo crees que ha mejorado la situación?

De una manera extraordinaria. Que ETA haya sido derrotada ha transformado el día a día del País Vasco y nos está permitiendo abordar como cualquier otra sociedad los debates que tendríamos que haber tenido hace años. El hecho de que ya no tengamos una banda terrorista asesina transforma radicalmente el panorama de Euskadi. 40 años de terrorismo han dejado en la población un sentimiento de odio, y ahora nos toca transformar ese odio haciendo apología de la democracia, de la tolerancia y de la libertad. Es un gran reto que se puede lograr sin ETA matando

¿Un mensaje para todas aquellas personas que dicen que todos los políticos son iguales?

No hay dos personas iguales, por lo tanto no hay dos políticos iguales. Lo importante yo creo no es que haya unos que se parezcan más a otros, sino que la inmensa mayoría de los que se dedican a la política tienen que tener la mente muy clara, ser gente honrada y con ganas de aportar algo para mejorar la situación que atraviesa España.

Rubén Ceballos
Estudiante de bachillerato, Colegio La Paz, Torrelavega (Cantabria)
EPE15/enredados

Imagen jutdown

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Queremos saber tu opinión. Se respetuoso y enriquece a la comunidad

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Comparte este contenido en las redes